Dic 01

Día Mundial del Sida: A la espera de disponer de una vacuna definitiva contra el VIH, la investigación avanza mejorando los tratamientos disponibles

Según los últimos datos de Naciones Unidas, en 2021 se calcula que 1,5 millones de personas se infectaron por el virus. El sida y otras enfermedades relacionadas con ésta han causado la muerte de 40,1 millones de personas en todo el mundo desde sus inicios y, aunque el número de diagnósticos sigue bajando año tras año, todavía afecta de forma muy importante a determinadas poblaciones con conductas de riesgo.  

Los últimos datos publicados por el Ministerio de Sanidad en España enfatizan, por ejemplo, que el colectivo de hombres que tienen sexo con hombres supuso el 55,2% de nuevos diagnósticos en 2020, seguido por la transmisión por vía heterosexual, que supuso un 27,5%, y la que recae a las personas que se inyectan drogas (PID), que sumó un 2,4%. Por tanto, el 82,7% de los nuevos diagnósticos de VIH en 2020 fueron de transmisión sexual.

Vacuna

Actualmente las personas que conviven con el VIH deben tomar a diario el tratamiento antirretroviral ya que su sistema inmunitario no es capaz de controlar el virus espontáneamente. Ahora, los resultados del ensayo clínico de la vacuna terapéutica HTI contra el VIH de AELIX Therapeutix confirman que el 40% de los participantes que han formado parte del estudio terapéutico y han recibido la vacuna controla mejor el virus cuando se les retira temporalmente el tratamiento antirretroviral respecto a quienes no se les administró la vacuna. Este hecho demuestra que la vacuna puede educar al sistema inmunitario para mejorar la respuesta contra el virus.

«Los resultados positivos de este ensayo muestran que es posible inducir una respuesta inmune a una persona que vive con el VIH y así permitir la supresión del virus en ausencia de medicación antirretroviral», comenta la doctora Beatriz Mothe, investigadora de la Fundación Lucha contra las Infecciones e investigadora principal del estudio.

Tratamiento inyectable

El tratamiento de Cabotegravir + rilpivirina que ha sido desarrollado en colaboración por dos farmacéuticas, ViiV Healthcare y Janssen, se convierte en el primer tratamiento de acción prolongada para el VIH gracias a una inyección intramuscular administrable una vez cada dos meses. Por tanto, este nuevo fármaco permitirá a los pacientes ahorrarse la toma diaria de una pastilla, porque la podrán sustituir por esta inyección intramuscular.

Cabotegravir + rilpivirina de acción prolongada basa el mecanismo de acción en un nuevo sistema de nanopartículas o nanocristales que permiten que, después de su administración a través de inyección intramuscular, la medicación se vaya liberando de forma gradual al organismo, manteniéndose la eficacia de los fármacos durante 2 meses, momento en el que deben ser administrados nuevamente.

«Existen todavía algunos retos respecto a la toma de medicación antirretroviral que con este nuevo tratamiento pueden quedar resueltos. Por ejemplo, sería el caso de todos los aspectos relacionados con la calidad de vida, la confidencialidad, el estigma o la necesidad de ser adherente a la medicación para controlar la infección y evitar la transmisión a otras personas», afirma la Dra. Eugenia Negredo, jefe de sección VIH Hospital Germans Trias de Badalona y Fundación Lucha contra las Infecciones.

Este tratamiento estará disponible en los hospitales del Estado español a partir de diciembre.

PrEP

El uso de la PrEP para prevenir la transmisión del VIH se ha implementado en muchos países y ha demostrado ser una herramienta muy efectiva y que puede ahorrar dinero en el Sistema de Salud. La PrEP consiste en una medicación antirretroviral que toman las personas que no tienen VIH para evitar la infección. Según los últimos datos disponibles, en España hay cerca de 14.000 personas usuarias de la PrEP. Sólo en Cataluña hay más de 6.500, de las que 3.000 la reciben en BCN Checkpoint.

Un estudio coste-efectividad liderado por la Fundación Lucha contra las Infecciones, en colaboración con el Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa –centro impulsado conjuntamente por la Fundación «la Caixa» y el Departamento de Salud de la Generalitat de Catalunya– , el Hospital Germans Trias i Pujol, el Centro de Investigación en Economía iSalut (CRES) de la Universidad Pompeu Fabra (UPF), el proyecto de los NOMS-Hispanosida y BCN Checkpoint ha calculado el ahorro potencial que la generalización del uso del tratamiento preventivo contra la infección por VIH (Profilaxis Pre-Exposición, PrEP) podría generar en el sistema público de salud.

Teniendo en cuenta que las personas con VIH viven una media aproximada de 40 años a partir del momento del diagnóstico, el sistema público llegaría a ahorrar 93 millones de euros en ese período de tiempo gracias al uso de la PrEP.

«Conociendo la altísima efectividad de la PrEP, el reto actual es facilitar el acceso a todas las personas que podrían beneficiarse, eliminando las barreras que todavía existen por recibirla. En este sentido, debe señalarse que actualmente existen listas de espera, lo que significa que hay personas en situación de riesgo y que pueden producirse infecciones por el VIH que serían evitables», explica el Dr. Pep Coll, responsable médico de BCN Checkpoint.